martes, 10 de marzo de 2009

Publicidad que nos hace felices

Hay un anuncio en la televisión que el primer día que lo vi se me saltaron las lágrimas: es ése en el que el protagonista es un señor de ciento dos años que sale de viaje para conocer a un bebé recién nacido: son el hombre más mayor y el bebé más jóven. El producto es Coca-cola ( cómo no?). El anciano lee una especie de carta que se supone ha escrito a la bebé para darle la bienvenida al nuevo mundo. El mensaje es absolutamente enternecedor; lo que más me llama la atención es el tono vitalista y optimista. La voz del anciano, en off, es muy característica y el personaje en sí mismo es genial. La idea, en los tiempos que corren en los que parece que la crisis es lo único de lo que sabemos hablar y en los que parece que nada es lo suficientemente bueno, es un acierto, bajo mi punto de vista. La imagen del señor por el aeropuerto, su caminar desgastado, su voz desgarradora, su pasión al hablar de las cosas buenas de la vida, y sobre todo la propuesta de ver a la pequeña en brazos del anciano como dos puntos cardinales opuestos: dos antónimos con toda una vida de uno por hacer y toda una vida hecha del otro, me parece de un gusto exquisito.La familia reunida, el parto, el viaje en avión y en taxi y todas sus valoraciones... Felicidades a quien corresponda por este anuncio, y gracias pues si todos los mensajes publicitarios tuvieran la misma carga humana valdría la pena esperar para seguir con la programación de lo que estemos viendo.
http://www.youtube.com/watch?v=tzc3FFJDKU8

1 comentario:

  1. efectivamente es precioso el anuncio , siempre los de Coca Cola han sigo "geniales" pero con tanta carga de humanidad...., El personaje es auténtico , el de Mallorca y no sabe hablar castellano, el oido lo tiene fatal , pero aceptó hacer el anuncio por si valia para algo.....tambien ha salido en algún capitulo de una serie de TV mallorquina....El hombre es genial. Besos

    ResponderEliminar