jueves, 14 de mayo de 2009

El gusto por las pequeñas cosas

A veces nos pasamos de largo pequeños encuentros con cosas estupendas, cosas maravillosas con un encanto único.El día a día, las responsabilidades, hay multitud de aspectos que nos obligan a pasar por alto estas minucias que en realidad considero fundamentales y que en ocasiones nos hacen esbozar una sonrisa, o incluso mantenerla durante horas: observar la Luna en cualquiera de sus formas, ver cómo van saliendo las amapolas en los trigales, observar a Pablo cuando acaricia a la gatita o mira embelesado a los peces, ver cómo van brotando el nuevo cesped bajo el riego, como si tomara aliento, o escuchar el viento contra los cristales, como ahora...

Son cosas que parecen simples, pero para las cuales necesito tener tiempo, pues son las que me hacen sentir viva. Cuando pasan demasiados días y no disfruto de las pequeñas cosas me siento perdida.
http://www.youtube.com/watch?v=hoCZ8H0RAsA

1 comentario:

  1. Tú sensibilidad tan especial, tú expresividad tan bonita, tus emociones tan sinceras, tú gusto por la música, tú cachito tan precioso, así, así eres tú.
    Dos besitos muy fuertes van de camino.

    ResponderEliminar