lunes, 3 de agosto de 2009

Compartir

Compartir: compartir escenas vividas y desconocidas buscando una mueca, un gesto donde esté nuestra alma. Compartir imágenes que nos conduzcan a un mundo que quedó atrás y que lo dice todo de nosotros mismos. Compartir espacios a oscuras, llenos de preguntas y de risas. Compartir ese tiempo mágico que hay entre lo que termina y lo que empieza, esas horas robadas al sueño para soñar unas manos. Compartir una voz que queremos nuestra por tenerla más cerca y acorta distancias: las de los desconocidos. Compartir un universo de palabras que crean un todo y se inventan lo que somos.
Y la Luna, sigue creciendo…compartir una Luna.

No hay comentarios:

Publicar un comentario